Skip to content

El esguince de rodilla/2

El esguince de rodilla/2

El esguince de rodilla/2

Hablábamos de ese dolor insidioso en el interior de la rodilla, que ha evolucionado desde una ligera molestia…

…”no me acuerdo muy bien como me lo hice…no sé, creo que es de entrenar!…”

Al decálogo de razones le sigue el interminable peregrinaje del tratamiento…

por qué dura tanto un esguince de rodilla? Es posible tratarlo de una forma más eficaz? Se pueden acortar los plazos para volver a jugar/entrenar?

Se puede. Veamos. Se trata de resolver con sentido común un problema biológico. En el post anterior te contaba qué era un esguince. Bien pues esa distensión o lesión por rotura parcial del ligamento, se comprende como una alteración de la ultraestructura de las fibras que conforman el mismo. En última instancia la lesión es la rotura de las cadenas de colágeno 1. En el momento que se produce, la intención reparativa del organismo se pone en marcha. Lo hace poniendo en el lugar de las fibras deshechas unos haces colagenosos de reparación ligeramente distintos a los originales. Colágeno 3. Volver de 3 a 1 depende del estímulo de acción mecánica que reciba el ligamento.

Un ligamento no es un tendón. Tiene otras propiedades elásticas que están mediadas por una mayor presencia de elastina, la proteína que le da estas propiedades. Es así porque la misión básica de un ligamento es “atar” las articulaciones. De tal forma que los estímulos para “madurar” el colágeno y la elastina de un ligamento en reparación son SIEMPRE acciones que implican movimientos articulares. La medida de la intensidad de estos estímulos está relacionada con el rango creciente de movilidad que se alcanza y / o la carga que soporta ese rango de movimiento articular. De modo que la batería de ejercicios que se pueden realizar para estimular esa recuperación está en íntima relación con el conocimiento del movimiento articular y el posicionamiento del ligamento en relación a esa articulación. En este cortejo de estímulos el músculo juega un papel fundamental. Un  músculo tonificado estabiliza la articulación y ofrece DESCANSO al ligamento lesionado

Hacia donde vamos?

1.- Un ligamento que se esquinza necesita TIEMPO para su reparación biológica. Frente a ese dolor insidioso de la rodilla, hay que parar la actividad deportiva. Entonces reposo? De ninguna manera. Trabajo activo, con distintas intensidades en acciones musculares de protección ligamentosa. Por ejemplo. Muletas para caminar. Llegar al gimnasio, 40 minutos de bicicleta estática con carga media a 60 rpm, prensa inclinada con la mitad del peso corporal a medio recorrido sin extensión completa y 15 minutos de natación con aleta corta en posición supino…esto no es precisamente reposar y es el mejor tratamiento del esguince que conozco

2.- No me toques el esguince!!! Es probable que la técnica de Cyriax sea muy útil en algún caso, pero desde luego no lo es en el caso del esguince. El masaje procura una acción que genera en la zona una inflamación reparativa. Y no queremos inflamación. No tenemos constancia de células inflamatorias en este tipo de lesiones de evolución, del mismo modo que no las tenemos en las tendinosis (aunque el tema es controvertido y da para otro post, lo prometo) y desde luego no las necesitamos. Recordar que estamos en un proceso reparativo que ya ha comenzado y que lo que queremos es proteger el ligamento hasta que sus fibras colagenosas y su elastina vuelvan a estar ordenadas de forma que cumplan eficazmente con su misión biomecánica.

3.- A algunos médicos se les olvida la fisiología. Con perdón. Los ligamentos, al igual que los tendones están pobremente irrigados. Lo están de forma indirecta. De manera que si en los primeros estadíos de la lesión, cuando hay células inflamatorias en el foco, ya es difícil combatirla por medio de una sustancia que tiene que viajar desde el tracto digestivo, por la sangre, hasta el sitio, imaginemos la ineficacia del medicamento que a duras penas llega hasta allí y no hay nadie con quien luchar…

…el dolor es otra cosa. Los aine´s tienen capacidad analgésica, es cierto. Pero muy limitada, más cierto si cabe. En lo que sí son muy eficaces es en inhibir las prostaglandinas. Lo hacen como condición sine equa non de su acción antiflamatoria. Pero es que las prostaglandinas también están en otras mucosas, por ejemplo las digestivas. Su inhibición puede provocar hemorragias digestivas. O sea que para quitar el dolor del esguince heredo una hemorragia digestiva? Esto se complica. Mejor tramadol o paracetamol que aunque, este último, también las inhibe, su acción central evita el riesgo gastrolesivo. En otras palabras, analgésicos, no antiflamatorios.

4.- Las inmovilizaciones de los esguinces deben ser controladas. Un esguince que se abandona a la inmovilidad condena al paciente a una larga recuperación. Controlar significa empezar a estimular en el momento en el que rango articular lo permite. Sin más. El mismo día? Pues el mismo día.

5.- Los vendajes compresivos solo sirven en caso de inflamación, tumefacción y edema. Siempre me he preguntado cual es el objetivo clínico de indicar a un paciente con un esguince de evolución en la rodilla que se ponga una rodillera…Nada de eso. Si comprimo la rodilla, pierdo masa muscular. Estoy yendo en contra de la acción de readaptación que proponemos.

Entonces como lo hacemos?

1.- No caminar, ni subir escaleras, ni bajarlas, ni actividad deportiva…lógicamente. Deambular con muletas es lo más recomendable

2.- No tomar antiflamatorios. Analgésicos. Sobretodo por la noche para dormir mejor.

3.- No comprimir. Perder masa muscular es mal negocio.

4.- Trabajo intenso de readaptación. Aquí solo se ha expuesto a modo de ejemplo. El mejor camino es ponerse en manos de un readaptador. La licenciatura en ciencias de la actividad física y el deporte y el titulo de fisioterapeuta son una buena garantía de ponernos en manos profesionales competentes.

5.- Controlar el proceso con un trauma deportivo.

Volver a jugar después de un esguince de rodilla no es solo cuestión de tiempo, también lo es de sentido común y buen hacer.

Hasta la próxima. Un abrazo

Etiquetas:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

1 Comentario

  1. Avatar

    Finalmente con esta segunda parte del artículo me deja totalmente boquiabierto. Me rompe todos los esquemas que mis anteriores entrenadores y gente que dice saber de esto me había contado. Me alegra saber de una fuente experta que a través de una recuperación activa se puede recuperar bien una lesión, ya que de esta manera el jugador no va a perder su forma física ni su tono muscular.
    Guillermo Durá Mascarell, técnico deportivo ciclo final.


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INVAMETD te cuida....
Gustavo Santángelo

ROTURAS MUSCULARES EN EL FÚTBOL

Te traigo de forma breve  concisa la capacidad de diagnóstico ecográfico sobre las roturas musculares.  Se trata de una lesión en isquios de un destacado

Leer más »